lunes, octubre 08, 2007

digamos que...

Hoy empezaré por confiar (de nuevo), sin pensar en que todo irá hacia abajo. Digamos que las cosas realmente pueden ser mejores si también yo no muestro mi mala cara. Digamos que se empieza (de nuevo) un mejor amanecer...

11 comentarios:

So dijo...

Que dice niña, a los tiempos por acá, pero si te he leido en el bloglines y quería entrar para dejarte un comentario y decirte que realmetne me gusta mucho esta tonica positiva que le has dado a tu blog, se nota muchisimo tu cambio en la manera de pensar, mira que el amor hace cosas maravillosas.
A mi me parece que desde que conocí y me casé con Marcelo yo también deje a un lado ese "lado oscuro" y me pasé a la luz a ver las cosas como son un poco más optimista.
No sé... te lo quería decir.

un abrazo.

itoitz dijo...

La confianza en sí mismo es el primer secreto del éxito...
Abrazos.

fgiucich dijo...

Al mal tiempo buena cara. Abrazos.

~VIRGEN dijo...

Digamos que, me conmueven tus palabras;
Digamos que admiro tu valor
al volver a creer;
Digamos que dejo un abrazo
que te diga todo con su tibieza...

bog_art dijo...

mm.. digamos que todos intentamos hacer lo mismo.. mucha suerte :) que bueno verte por aquí kodamita..

María Cielo dijo...

No sé si creer (ciegamente), pero lo que sí de seguro te dará buen resultado, será enfrentar la vida con la mejor cara posible... Todo es cuestión de encontrarle el brillo a los días...

Nika dijo...

confiar: a veces gratifica, a veces duele, pero siempre crecemos.

saludos

Mar dijo...

Y reparamos confianzas rotas... y echamos a andar. Dejamos atrás puertas cerradas y caminos que terminaron en punto muerto. Y echamos a andar.
Todo es un perpetuo re-comenzar, y eso es signo de vida.

Beso, Kodama

iPab dijo...

La confianza, uff esa palabra...realmente existe? Realmente está mas alla del diccionario?

Albián Pinzón dijo...

Digamos que... volví a cocinar

Darth Croxus dijo...

De todo hay. De todo hay. Pero toda maldad se paga, sea quien sea , caiga quien caiga