viernes, octubre 22, 2010

Días de desgano...

Me

Hay días como hoy que solamente me despierto sin ganas de hacer nada, y lo peor, teniendo harto que hacer...

Porque tontamente me parece que mientras estoy encerrada en la cocina esperando a que se cocinen las papas para poner los fideos en la sopa, (almuerzo de los viernes) o, esperando a que se seque el agua del arroz para poner las tapas y bajar la llama y tapar... hay tantas cosas que podría hacer afuera, pero no, tengo que estar encerrada en la cocina... aburrida, mirando cómo hierven las cosas. Porque, si dejo ahí la cocina, para que las cosas se cocinen solas, me entretengo en otra cosa y cuando regreso luego de dos horas ya todo está quemado...

O, mientras el mundo está allá afuera corriendo, yo tengo que estar sentada en esta computadora tratando de diseñar alguna cosa para algún trabajo pendiente, esperando que algo bueno se me ocurra, a veces las ideas parecen solo no venir... y en el fondo creo que ya me aburre el diseño, no sé si sea consecuencia de trabajar ahora solo por mi cuenta y tener clientes fijos (por lo que debería estar agradecida y no quejarme), pero tengo que hacer prácticamente las mismas cosas todo el tiempo... y si, eso no me gusta...

O, cuando me baño (que es pasando un día, si, ¿y qué?), tengo que estar toda la pinche mañana con un cepillo en la cabeza, porque la secadora (según yo) reseca y/o quema las puntas del cabello, (y quiero cuidar el poco pelo que tengo) porque tampoco sé usarla, porque ya quiero que me crezca el pelo y ya voy dos años y medio en esa espera... antes, cuando lo tenía largo, solo me agarraba una cola con una especie de moño y no se me caía en la cara ni me estorbaban las puntas para todos los lados... apenas si se me horquillaba y no tenía que usar ningún tratamiento para cuidarlo... porque ya me harta mi cara, la misma de siempre, hasta me veo fea estos días en ese espejo, puro espinillas, el mismo corte de pelo, que no me crece, que se va para todos los lados si no paso con ese cepillo en la cabeza esperando que se digne en secarse solo...

O, cuando camino por el departamento, ver todas esas pelusas en el piso, bajo la cama, las alfombras puro basuritas, las alfombras del baño sucias, esa llave del lavamanos ya sin brillo de lo puerca que está, los muebles del dormitorio y del comedor llenos de polvo... el piso de la cocina con salpicados de agua y tierra... solo los miro y trato de no pensar en que están sucios, porque entonces me entra un algo que no sé qué es que solo me dan ganas de salir corriendo. Y no, no tengo ganas de limpiar, porque me digo que no tengo tiempo, y si, también en el fondo es así, porque luego me emociono y me pongo a limpiar cada rincón del depar, y luego me doy cuenta de que ya se hizo tarde y me pasé la mañana solo limpiando y no hice nada de diseños...

Y luego, cuando finalmente logro venir a la computadora, no quiero empezar a trabajar, me falta motivación... abro el correo, el flickr, miro que muy pocas personas comentan mis fotos y si, algo me da, capaz ni les gusta, pero ya qué, al fin y al cabo tampoco a mí me encantan... ya no tengo tiempo para tomarme fotos, cada vez parece quedarme menos tiempo, o, si tengo tiempo, hace acá tanto frío que tendría que salir solo con chompas y sacos en las fotos y eso a más de que me estorba, no me gusta nada... Todavía no he podido leer el manual de la cámara nueva, a duras penas sé manejarla en automático, cambiarle los lentes, formatear la memoria, quitar el flash, colocar para tomar con control remoto... y bueno, cositas super básicas. Y es que si me pongo a leer, con suerte llegaré a la segunda página despierta... de paso, en vez de estar leyendo, debería estar diseñando...

Y si, luego me acuerdo que tenía que diseñar algo y con mucho desgano me pongo a hacer... casi todo es ya mecánico, falta emoción... y me pongo a estar pasa y pasa por los otros programas, esperando distraer mi mente, esperando ya dejar de pensar que me aburre...

Y entonces la hora de almuerzo, la comida se acaba como a los 10 minutos de servirla, mientras tanto, me tardé como una hora o hora y media (depende), en hacerla...

Y luego salgo con el nego (si estoy de humor o si no llueve) y lo dejo en la oficina y luego regreso, ahí se irán apenas unos 20 minutos... y no me voy a caminar a otro lado porque aunque parezca bobo, sola no me gusta caminar, al menos no acá, no hay a dónde ir, no hay con quién charlar... y si voy con Zeus, se pone a limpiar las paredes porque se pasa frotándose en ellas y llega negro y luego así quiere subirse a mi cama... O se pone a jalarme a cada rato y no se está quieto y no puedo regresar comprando nada cuando estoy con él porque con las compras es todavía más incómodo...

Y luego me siento de nuevo en la computadora y es el mismo proceso de la mañana... correo, flickr, twitter... diseño.

Y luego llega la noche, y al menos estos días ha estado lloviendo, así que, como ahora ya tengo calefactor, solamente lo dejo encendido y estoy caliente hasta que llegue el marido.

Él llega y se sienta en su computadora... y nos quedamos cada cual así hasta como las 10 u 11 de la noche. Y luego graba alguna serie para verla acostados y si no se duerme, alcanzamos a verla hasta el final. Y luego se apaga la tele y a dormir pronto antes de que empiece a roncar porque luego si no me duermo por nada del mundo...

Fin del día.

Y así todos los días... si, me da desgano, muchísimo desgano.

Es como si necesitara hacer algo por mí misma pero, aparte de que no tengo idea qué será, igual me falta esa "automotivación" para averiguarlo... o levantarme y hacerlo al fin.

Y se viene trabajo duro desde mañana, tengo que hacer un folleto de 20 páginas en 4 días... arghh... a ver qué sale, espero tener clientes no tan difíciles al momento de revisar los bocetos. Por ahí veo que me han enviado el logotipo en un formato que me suena a Corel... cómo odio ese programa!!!

Y bueno, a ver si pongo manos a la obra... qué desgano... todavía no he cocinado, y para ser sincera, no tengo la más mínima intención de hacerlo... y ya debería, ya es medio día... arghhh....

Hoy es viernes, y para muchos empieza lo mejor de la semana, a mí me da igual, igual tengo que trabajar... estar encerrada, cocinar, seguir mirando las pelusas hasta que pueda limpiarlas... apenas caminaré con el nego, seguro será menos de 50 minutos porque luego ya le duelen los pies o se pone "malencarado"...

Un buen fin de semana.

11 comentarios:

Rudd-O dijo...

Joy,

Hmmmm...

Lo que sientes yo lo viví exactamente hace muy poquito y lo he visto en otras personas / parejas.

El hastío de hacer lo mismo todos los días. La cosa esa de llegar a casa y cada uno pasar en su maquinita en lugar de conectar mutuamente. Todo lo que hay para hacer es "aquello que HAY que hacer" y "aquello que uno hace solito para liquidar ese estrés". Destruye el ánimo y si no te pones once destruirá más que eso.

Si te puedo dar un consejo, es éste: *busca actividades que tanto tú como el nego disfruten, y róbenle tiempo al resto de trivialidades diarias para hacerlas juntos*. Mínimo quince horas juntos haciendo cosas compartidas a la semana. Verás que cuando hagas eso las manijas del lavabo no se verán tan opacas, la cocina no se sentirá tan tiránica, y el trabajo no será tan monótono. La "suciedad" puede esperar, siempre puede esperar, y tomar segundo puesto después de la diversión y la compenetración. Esa idea de que "Cada uno por su lado en su huevada y en silencio" es probablemente la idea más venenosa y contaminante que circula estos días en materia de relaciones interpersonales.

En serio, ponte once con esa nota que es realmente lo único que puede derrotar la monotonía que todo lo destruye. Yo lo viví y ahí por no seguir este consejo (que tarde me llegó) sufrí mucho.

Ah, y sí, I approve, qué chucha, cada pasando un día, ¿cuál es el problema?

Espero que estés muy bien!

Gargamel dijo...

para las pelusas y llaves sin brillo no hay mejor que..... contratar una señora que de limpiando la casa. asi tambien hace patria y combate el desempleo.. alguna muchacha que se quiera ganar unos pesitos y asi va a ver que el ambiente tambien le cambia su estado de animo.
Salu2

Anónimo dijo...

Podrias buscar un empleo bajo relacion de dependencia, en el que te pidan que te quedes horas extras y no te paguen o que limite tu tiempo con le Marie o en el que tu jefa te acose (o peor tu jefe)... asi tu vida sería un pokitin mas divertida jajajajaja.

Slds
CD

Anónimo dijo...

Tambien se me ocurre que le marie podria llegar ebrio y con aromas extranjeros todos los fines de semana, a acabar la fiestita en la casa.
jajajaj solo bromita.

Saludos
CD

Raquel dijo...

Jooha...
pasé por aquí, y, me recordaste a una frase que leí.
"Todo el mundo, en todas partes está deseando vivir emociones".
Ánimo.

* Estas guapa en la foto

Chaulafanita dijo...

:(

No me gusta leerte así pero te entiendo muy bien :)

Ponle (como decia un profesor mío) un poco de ñeque a la cosa. Inventate cosas para hacer juntos.
A mi a veces tambien me dan ganas de estar en la compu y me olvido que tengo marido pero ultimamente ya me fije que asi no va la cosa. No si uno realmente quiere que todo funcione.

Cocinar juntos, comer, luego ver la tele, dejar celulares y compus aun lado, esa es la clave! :)

Kodama San dijo...

Rudd-O: Quizás exageré un poco, los fines de semana tratamos de hacer cosas distintas para salirnos de la rutina, pero claro, aún así, al nego no le gusta caminar mucho, algo que yo extraño hartísimo! Además... creo que el hecho de vivir en un pueblo pequeño donde si te aburres no hay a dónde ir, tampoco es muy bueno que digamos, no es como en Quito, que uno sale del trabajo y todavía hay lugares abiertos y a dónde ir a distraerse y compartir; acá cierran todo a las 7 pm (la hora que él sale de la oficina) y de paso no hay a dónde ir más que a comer, cosa que no me gusta a mí. Y bueno... si algo está abierto no es así tan bonito que digamos, así que mejor para qué ir... digo, al menos jueves, viernes y sábado, se llenan las calles de puro chamos, chumados, mucho tabaco para respirar, regueton... feo. Pero si, se mantiene la comunicación y seguro vamos a mejorarla, porque no queremos perder lo que tenemos ;)

Gargamel: Jejeje, eso si está difícil, con eso de que hay que pagarles bien a las "empleadas domésticas" por decreto del Correa, que deben ganar hasta más que uno, prefiero tener el depar sucio hasta que me den ganas de limpiar o tengamos alguna visita!! :P No sé, a veces si quisiera ver alguien que de lavando la ropa, al menos fregando, pero acá las lavanderas tratan la ropa tan toscamente que en un mes ya están rotos los cuellos de las camisas :S y como para ponerme a explicarles cómo hagan para que no me dañen la ropa uuuhh, mejor hago yo misma!. Creo que en el aspecto de la limpieza soy muy temática como para tener que pagar a alguien que lo haga si no lo hace de la forma que a mí me gustaría que lo hiciera, jejeje. Habrá que ver, hasta mientras, por ahí siguen las pelusitas :P

CD!: No sé oye, a veces si he pensado, es más, del Gobierno Provincial me ofrecieron ir un mes al menos 6 horas diarias, pero apenas me pagaban 500 usd. Y eso yo gano en 8 días de trabajo. Así que no, tampoco me convenció, tendría que ser algo que realmente ame hacer. No sé, algo que me guste tanto hacer que no me interese mucho que no me paguen bien sino aprender, fotografía! jejeje...
Ja!, no le des ideas al nego!, que no vaya a ser que un día se le ocurra hacer semejante cosa! jajaja.

Kodama San dijo...

Raque: Jajaja, ¿guapa en la foto? Ha de ser porque así, peinadita, me parezco a mi mami cuando era jovencita, y mami si que era mucho más guapa ahí :P Emociones, si, eso me falta ;)

Chau: Si oye, a ver qué se me ocurre que podamos hacer juntos, a más de lavar, planchar y comer. Que esas cosas no son divertidas, bueno, quizás la tercera, en parte, cuando yo no tengo que cocinar, jajaja. Ya me pasó el desgano, creo que también me están ganando las hormonas, ya sabes cómo es eso, una se pone insoportable! :P

Rudd-O dijo...

Chkchh, les deseo lo MEJOR. Ya me han regalado uds. más de la diversión que podría yo imaginar con tanto programa radial y de eso no me olvido y agradezco, y uds. son lo mejor juntos. Y sé que van a encontrar algo que uds. puedan hacer juntos todos los días y todas las semanas que les permita compenetrarse y encontrarse como pareja, porque ambos van a darle adelante con cariño y paciencia. Siempre que encuentren algo para hacer juntos y que ambos disfruten -- y lo del chow El Nego y La Neja, es un fantástico resultado! -- serán felices. No harán como uno que es carishino, que intenta hacer todo ello, pero que se olvida que el intento es de dos.

:-)

fgiucich dijo...

Por qué no pensar en hacer cosas distintas para escapar de la rutina? Abrazos.

David Nicolalde dijo...

jajajaja... ese ángulo no te queda (perdón que te lo diga)... dale Joy!!!!!!